Gastronomía, cultura, teatro, noticias, eventos y rincones de la Ciudad de México

Leer y escribir es una obligación y un derecho: Elsie Rockwell Richmond

  • La investigadora y profesora dio la conferencia magistral Leer y escribir en las escuelas: momentos de inclusión y de exclusión
  • La charla se efectuó en el Seminario Leer y escribir como prácticas para la inclusión educativa y social realizado en el contexto de la 33 Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil

La lectura y la escritura se deben de promover desde el trinomio: maestra + niños + libros, ya que a través de estos elementos se motiva el leer y escribir como una obligación y un derecho, reveló Elsie Rockwell Richmond durante su conferencia magistral Leer y escribir en las escuelas: momentos de inclusión y de exclusión.

La charla se efectuó este viernes 15 de noviembre en el Seminario Leer y escribir como prácticas para la inclusión educativa y social realizado en el contexto de la 33 Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil.

En su ponencia Elsie Rockwell compartió algunas ideas “erróneas” que se tienen acerca de lo que implica la promoción dela lectura y escritura, entre las que destacó que todo el mundo “debe” aprender a leer y a escribir únicamente como un método de enseñanza y no como un medio que puede curar; que se aprende a leer únicamente en la escuela y que mientras más años de escolarización se tengan, más se aprende a escribir.

La maestra en Historia en la Universidad de Chicago también comunicó algunas paradojas de la lectura y escritura: “que se aprender a leer y después leer para aprender; que se aprende en la escuela para después leer y escribir en la vida; que se aprende a leer y escribir para después poder razonar o razonar para poder aprender a leer y escribir y que aprendemos a leer por –o a pesar de– la escuela”.

En su ponencia la doctora en Investigaciones Educativas reveló que desde su perspectiva para impulsar la lectura y escritura entre los jóvenes se deben de tomar como punto de partida tres palabras: aprendizaje, inclusión y exclusión.

“Aprendizaje que es la capacidad individual de descifrar y comprender  un texto; Inclusión que es la capacidad individual de leer, la cual conlleva al éxito escolar y Exclusión, que se refiere al fracaso en el proceso de aprender a leer y escribir en la escuela”.

La autora de Hacer escuela, hacer estado comunicó las que para ella son las situaciones y los espacios sociales que se deben de tomar en cuenta para promover la escritura y lectura: saber qué leer y con qué escribir; considerar el espacio y la luz; con qué actividades se van a promover la escritura y lectura y  en qué dimensión social y cultural se va a leer y escribir.

La ganadora del premio Heriberto Castillo en Educación, Ciencia y Sociedad en 2007 también compartió al público algunos de los resultados que ha obtenido con sus estudios realizados alrededor de la historia de la educación y la práctica docente en México.

Comunicó que descubrió que las formas de leer y escribir en las primarias mexicanas son prácticas, diversas y cambiantes; que han variado con los diferentes soportes textuales, condiciones materiales, tradiciones de enseñanza y reformas educativas y que todas comprenden las prácticas  escolares de lectura y escritura en contextos de interacción social.

“En este contexto –refirió Elsie Rockwell– también observé algunas `bardas´ a las que se enfrentan los promotores de lectura y escritura: que hay hablantes de lenguas indígenas en nuestro país, que existe una enorme diversidad de variantes del español frente al español escolar.

“Además de que las prácticas de evaluación y calificación varían de acuerdo a las personas y que la tendencia actual de los jóvenes es el  copiar y pegar, ya que ellos van al Internet y simplemente recortan y copian los textos, esto es malo ya que no aprenden nada porque desarrollan este proceso sin leer los textos y mucho menos entenderlos”.

Elsie Rockwell asimismo dio a conocer algunos de los avances logrados a través de la promoción que se da en la escuela de la lectura y escritura: hay más lectura de textos, más libros que leer en las aulas y las escuelas, más tiempos dedicados a la lectura y una mayor valoración de los textos literarios como lecturas cotidianas.

A ellas –añadió– “la existencia de más escritura y una mayor variedad de los tipos de textos escritos; que se leen libros ya no sólo en la escuela sino también en eventos externos y que ahora los textos ya no sólo se leen, sino se exponen, se copian en láminas o carteles para ser compartidos a otras personas.

“Esto dio origen a la tendencia de crear portafolios personales en donde los niños guardan cada uno de los textos que han escrito, además de que hay más presencia de la literatura como lectura `obligatoria´ a pesar de que se le considera como un  género `recreativo´ y no integrado al aprendizaje `serio´”.

Finalmente la investigadora compartió a los asistentes algunos de los efectos generados con la promoción de la lectura y escritura entre los niños y jóvenes en la escuela: una mayor interacción entre maestro y alumno, que en las clases se utilizan los libros como herramienta de aprendizaje, que los estudiantes son más participativos y tienden más a imaginar y soñar y sobre todo “que se establecen relaciones de amistad y complicidad entre los alumnos”.

Fuente: www.conaculta.gob.mx
(Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Conaculta)

Noticias

Dirección de noticias de MX-DF.net

More Posts - Website - Twitter - Facebook