Gastronomía, cultura, teatro, noticias, eventos y rincones de la Ciudad de México

Colaboran Museo de Ciencias de Boston y FARO de Oriente en educación tecnológica para jóvenes

  • Club House extiende una red en más de 20 países para promover la creatividad, a través de proyectos tecnológicos relacionados con la cultura local y entorno social
  • Actualmente más de 600 jóvenes participan en este modelo de aprendizaje extraescolar

Como parte de la política de reconstrucción del tejido social e impulso a la educación de los jóvenes de escasos recursos, la Secretaría de Cultura del Distrito Federal, a través de la Fábrica de Artes y Oficios (FARO) Oriente y el Proyecto Club House, desarrollado por el Museo de Ciencias de la Universidad de Boston, apoyan a capitalinos entre 10 y 18 años interesados en realizar proyectos tecnológicos.

La iniciativa Club House extiende una red en más de 20 países para promover la creatividad entre los jóvenes por medio de proyectos tecnológicos relacionados con sus intereses, cultura y entorno social. Con la colaboración de mentores –jóvenes estudiantes de robótica, diseño y cibernética- los adolescentes aprenden creando sus propias animaciones, historias interactivas, videos musicales y construcciones robóticas.

“El Museo de Ciencias de la Universidad de Boston tiene la idea de acercar la tecnología a los adolescentes porque es su etapa más creativa; por ejemplo, en FARO de Oriente tenemos un estudio semiprofesional de música y ahí surgieron los primeros alebrijes robotizados”, señaló el director de la Red de FAROS, Agustín Estrada Ortiz.

Actualmente, más de 600 jóvenes participan en este modelo de aprendizaje extraescolar, donde desarrollan los proyectos a su ritmo con un proceso -en muchos casos- autodidacta que fomenta la confianza en sí mismos y amplía sus perspectivas de vida.

Cada dos años, el Museo de Ciencias de Boston realiza un encuentro en la ciudad norteamericana, donde integrantes de los Club House de los cinco continentes intercambian experiencias al tiempo que participan en talleres y conferencias relacionados con innovación tecnológica.

El proyecto que abandera FARO de Oriente en el próximo encuentro es el grupo musical “Trasher Kids”, conformado por capitalinos entre 12 y 15 años quienes armaron sus instrumentos con desechos tecnológicos recolectados en el tianguis El Salado, logrando crear un concepto audiovisual que se ha presentado en espacios como el Centro Cultural España.

De esta forma, un proyecto que surgió en la Ciudad de México, con el ingenio de jóvenes, logró insertarse en una red global que, partiendo del talento local, establece vínculos en beneficio del entorno inmediato y de la comunidad internacional.

Fuente: www.noticiasdetuciudad.df.gob.mx
(Comunicación Social del Gobierno del Distrito Federal, GDF)

Noticias

Dirección de noticias de MX-DF.net

More Posts - Website - Twitter - Facebook